sábado, 4 febrero 2023

¿Hielo en la carretera? La DGT te dice qué debes hacer

La bajada de las temperaturas unida a la nieve caída en los últimos días en muchos puntos de la Península han hecho que la DGT avise a los conductores para que estén alerta ante la presencia de placas de hielo en las carreteras. Hay todavía numerosas vías cortadas o en las que es obligatorio el uso de cadenas debido a las circunstancias meteorológicas adversas y parece que la situación no va a cambiar sustancialmente en los próximos días, por lo que toda precaución al volante es poca.

Las placas de hielo aparecen cuando la temperatura es inferior a 3 ºC y son un peligro difícil de detectar, por lo que nos pueden pillar desprevenidos. La DGT recuerda que la adherencia del vehículo cuando hay hielo disminuye considerablemente, por lo que hay que estar muy atentos si circulamos por «zonas de sombra, resguardadas, con alta humedad u orientadas al norte». Además, también hay que tener especial precaución cuando cae la noche, ya que cualquier punto de la carretera que esté húmedo o en el que haya agua de día puede helarse.

La DGT recomienda comprobar el estado del tráfico antes de emprender viaje.,

¿Cómo actuar en caso de encontrar una placa de hielo?

La DGT acaba de incluir en su cuenta de Twitter una entrada en la que explica cómo se debe actuar en caso de encontrar una placa de hielo en la carretera para evitar un accidente. Lo resume principalmente en cuatro puntos:

  • Levantar el pie del acelerador.
  • No frenar hasta recuperar la adherencia.
  • No rectificar la dirección del vehículo.
  • Al salir de la placa de hielo procurar que las ruedas estén rectas, corrigiendo la trayectoria.

En estos días de bajas temperaturas y situaciones climatológicas adversas, la recomendación de la DGT es aplazar el viaje si este no es imprescindible. En caso de tener que coger el coche, el primer consejo es informarse del estado del tiempo y de las carreteras, a través de la Aemet o de las distintas opciones que ofrece la propia DGT en sus diferentes canales de comunicación:

  • Información DGT: http://infocar.dgt.es/etraffic/
  • Cuenta de Twitter de la DGT: @DGTes y @informacionDGT
  • Teléfono gratuito: 011
  • Boletines informativos en diferentes emisoras de radio
Nieve Hielo–DGT Motor16

Menos adherencia y baja visibilidad

Por otro lado, la DGT también explica que cualquier incidencia meteorológica afecta a la conducción de 2 formas, que pueden actuar de forma simultánea o individualizada: disminuye la visibilidad y disminuye la adherencia entre el neumático y la calzada. En este sentido, el consejo ante la presencia en carretera de nieve, hielo, niebla, lluvia o viento siempre: “disminuir la velocidad y aumentar la distancia de seguridad”.

Además, en caso de viajar, se recomienda llevar el depósito de combustible lleno, lo que será de gran ayuda ante cualquier situación de emergencia, por ejemplo, en caso de quedar atrapado por una nevada; llevar vestimenta confortable para la conducción y ropa de abrigo o una manta por si surge una emergencia; así como algo de comida y bebida, siempre teniendo en cuenta, además a las personas que viajan con nosotros en el vehículo (niños, personas mayores), etc.

hielo Motor16

Por último, la DGT también recuerda que si «debido a una precipitación importante o por causas meteorológicas extremas la circulación se realiza con dificultad y peligro para la seguridad vial, se procederá a detenerse fuera de la carretera en lugar apropiado para ello, hasta que las condiciones permitan reanudar el viaje».

Con hielo, la DGT recomienda prestar atención al parabrisas

Otro de los peligros del hielo sobre los que alerta la DGT en sus redes sociales es la posible rotura del parabrisas en caso de que el cristal sufra un contraste extremo de temperatura. Con -10 grados, esto ocurre en más de 80% de las ocasiones; a -5 grados, el 70% de las veces; y a 0 grados llega casi al 60%.

En caso de detectar hielo en el parabrisas, lo mejor es utilizar una rasqueta para retirarlo o rociar el cristal con alcohol o con algún preparado que derrita el hielo. En ningún caso se recomienda echar agua muy caliente sobre el parabrisas helado o poner muy fuerte la calefacción del vehículo. Tampoco se aconseja accionar los limpiaparabrisas sobre la capa de hielo porque se dañarán las escobillas.