Gama Cupra / Formentor / León / Ateca. A por todas
LO ÚLTIMO

Gama Cupra / Formentor / León / Ateca. A por todas

Con la llegada del Formentor y de los León e-Hybrid en versiones de cinco puertas y Sportstourer, Cupra inicia su ofensiva comercial ya con una gama sólida que, además, se verá completada el próximo año con un modelo cien por cien eléctrico. Cupra va a por todas y ahora tiene producto.

Comparte este artículo: 0 0

Cupra se consolida ya como marca independiente gracias a la llegada de nuevos integrantes a su gama. Modelos de fuerte personalidad, tecnología avanzada y exclusividad casi Premium. Y su conducción no deja indiferente.

El SUV Coupé. Cupra Formentor

Si tuviésemos que definir con una sola palabra al Formentor, el tan manido adjetivo 'impresionante' se quedaría sin duda corto. Porque el todocamino coupé de Cupra tiene todo lo necesario para despertar todos y cada uno de los cinco sentidos y ponerlos en guardia preparados para el disfrute de una conducción pura y viva. Y su máxima expresión es la versión de gasolina 2.0 TSI de 310 CV y tracción total, con la que resulta prácticamente imposible no vivir algunas de las emociones más fuertes que se hayan experimentado al volante de un coche de calle en los últimos tiempos. El Cupra Formentor más potente combina como pocos unas prestaciones de vértigo, un comportamiento dinámico que parece no tener límites y un conjunto de tecnologías que sitúan al modelo de Cupra al nivel de los mejores modelos del segmento Premium. Este SUV coupé fabricado en España mide 4,45 metros de longitud, 1,84 metros de ancho y tan solo 1,51 de alto. Y cuenta con una arquitectura de suspensión que monta McPherson en el eje delantero, mientras que en el trasero, para las versiones de más de 150 CV, recurre a un eje multibrazo. Asimismo, el Control Dinámico de Chasis (DCC) -de serie en la versión VZ de 310 CV- permite al Cupra Formentor ofrecer una configuración específica para cada una de las necesidades del conductor y el estado del asfalto, adaptando diferentes sistemas como el control de tracción, el ESC, o el ajuste de la firmeza del amortiguador.

El DCC permite un control individual y automático de cada uno de los amortiguadores, para evitar balanceos laterales de la carrocería, principalmente a alta velocidad. Por su parte, el conductor también puede elegir la firmeza que más le convenga de forma manual, a través de los modos de conducción de Cupra, con hasta cinco programas diferentes: Comfort, Sport, Individual, Cupra y Offroad.

Los distintos perfiles se pueden seleccionar fácilmente mediante el botón Cupra, situado en el volante de nuevo diseño. El Cupra Formentor también incorpora desde el modo Individual en la pantalla central, de 12 pulgadas, la posibilidad de elegir hasta 15 precisos ajustes diferentes de la firmeza de los amortiguadores. Pero hay muchas otras novedades, como unas levas de cambio por fin más grandes; un sonido espectacular en modo Cupra, mitad simulado mitad real, que quita la respiración, o unos frenos Brembo incansables que transmiten más seguridad cuando se exprimen los 310 CV. Y todo en el Formentor está estudiado para disfrutar al volante, pero también para realizar una conducción relajada en trayectos cotidianos en plena urbe. Y en seguridad, el Formentor no se queda atrás, incluyendo como dotación más destacada el Control de Crucero Adaptativo Predictivo (ACC), el Asistente de Viaje, el Asistente Lateral, un sistema de alerta de tráfico posterior cruzado para salir del aparcamiento con poca visibilidad o el Asistente de Emergencia, entre otros.

El compacto más fiero. Cupra León

Aunque en 2021 se ampliará la gama de motores de gasolina, desde 245 CV hasta 310 CV, todos con cambio DSG, el lanzamiento del Cupra León se ha centrado en la versión e-Hybrid de 245 CV con etiqueta 0 de la DGT, un modelo que alcanza el equilibrio perfecto entre dinamismo y eficiencia, con una autonomía eléctrica de unos 52 kilómetros, pero muchos más de diversión y placer de conducción cuando la electricidad se acaba. Este modelo estará disponible desde 42.380 euros.

Lo más destacable del Cupra León al acceder a su interior es su cuadro de instrumentación con una pantalla de 10 pulgadas y un volante deportivo con botones satélite integrados -arranque y modo Cupra-, calefactable y con levas. También destaca la calidad percibida que transmite cada rincón del coche y la sensación de amplitud general. El maletero de la versión de cinco puertas cubica 270 litros -380 litros en el resto de los Cupra León-. Sin embargo, la versión Sportstourer anuncia 470 litros en esta versión híbrida enchufable, un modelo más práctico si lo que se busca es espacio, y con una inversión extra de solo 600 euros.

El Cupra León e-Hybrid recurre al motor de gasolina 1.4 TSI de 150 CV con inyección directa, turbo e intercooler. Y lo combina con otro motor eléctrico con el equivalente a 116 CV, siendo 245 CV su potencia total disponible. Esto se traduce en una aceleración de 0 a 100 km/h en 6,7 segundos, una autonomía eléctrica de 52 kilómetros gracias a su batería de 13 kWh y un consumo medio homologado WLTP de 1,3 l/100 km. Y extraordinaria es toda la parte dedicada a la gestión eléctrica del coche. Porque ofrece el e-Mode y el modo Hybrid, y la posibilidad de conservar la carga en diferentes porcentajes o incluso aumentarla en marcha cargando con el motor y la regeneración. De hecho, en el modo Hybrid manual se ofrecen tres alternativas: reservar el estado de carga en un porcentaje entre el 0 y el 100% -en fracciones de 20 en 20-, conservar la carga que haya en ese momento o aumentarla por medio del motor de combustión. Además, en modo eléctrico se simula un sonido muy Cupra. También hay que destacar el control deslizante de la suspensión de dureza regulable DCC sobre la pantalla central, que en el modo Individual permite seleccionar con precisión hasta 15 ajustes diferentes. Reglajes sobre un chasis de pata negra que admite sin rechistar una conducción repleta de dinamismo, pero sin sacrificar el confort.

Si la batería necesita recarga, se puede realizar en solo 3 horas y 42 minutos con un cargador de corriente alterna y 3,6 kW, o en 5 horas y 48 minutos con un enchufe doméstico de 230 V y 2,3 kW. Pero en marcha, y de forma natural o forzada, es fácil recuperar kilómetros de autonomía, combinando la recarga con el rendimiento del motor para lograr consumos razonables para un deportivo de 245 CV.

Un SUV de carreras. Cupra Ateca

El Ateca fue el primer modelo de la Cupra independiente, basado en el SUV de Seat pero potenciado y vitaminado en todos y cada uno de sus aspectos. Por eso recurre a un enérgico motor 2.0 TSI con 300 CV y nada menos que 40,8 mkg de par máximo -disponibles desde solo 2.000 vueltas-, y a seis modos de conducción que le permiten acelerar de 0 a 100 km/h en solo 4,9 segundos. A nivel técnico, el Cupra Ateca se aprovecha de lo mejorcito del Grupo Volkswagen en tecnología, como una caja de cambios automática DSG de doble embrague y siete marchas, y el sistema de tracción en las cuatro ruedas, lo que le asegura una eficacia extraordinaria tanto en piso resbaladizo como, si llega el caso, fuera del asfalto. El Cupra Ateca se acaba de renovar, y aunque mantiene invariados tanto su amplio espacio interior como los 485 litros del maletero -que disfruta de la comodidad de acceso que procura el pedal virtual-, el SUV español ha recibido numerosas mejoras como nuevos faros y pilotos, nueva parrilla delantera y nuevos paragolpes. Los imponentes y eficaces asientos baquet son ahora de serie. El sistema multimedia es de nueva factura, y además incluye una pantalla más grande, de 9,2 pulgadas. El sistema adopta conectividad inalámbrica, y con la App Cupra Connect se dispone de una conexión permanente con el Ateca de forma remota o desde la pantalla táctil. El volante del Cupra Ateca recién actualizado también es nuevo, con unas levas de cambio de mayor tamaño y la posibilidad de montar los botones de arranque y de la selección de los modos de conducción en sendos satélites. Unos accesos directos especialmente prácticos para destapar la caja de los truenos de un modelo que pasa de ser el más inofensivo todocamino, cuando se trata de una utilización familiar cotidiana, a transformarse en un SUV que exhibe genio y datos de aceleración o paso por curva equivalentes a los que muestran los más afamados en el segmento SUV de altas prestaciones.

Y disponemos de packs de personalización como el Advanced Performance, que incluye un alerón de techo y retrovisores laterales de fibra de carbono en color Copper. Un toque de contraste que suma un extra de distinción a un modelo que ya se delata por su agresiva silueta.Y en cuanto a seguridad, el renovado SUV de Cupra incorpora Control de Crucero Adaptativo Predictivo, Front Assist, Asistente de Carril, Detector de Ángulo Muerto, Asistente de Luces de Carretera, Reconocimiento de Señales de Tráfico o Estacionamiento Autónomo. El Cupra Ateca está disponible desde 43.575 euros.

Artículos recomendados

Noticias relacionadas

Vídeos relacionados

Sigue Motor16
Salon