Este Bugatti Veyron preparado por Mansory es más barato que uno 'del montón'
TIENE UN0S 22.500 KM

Este Bugatti Veyron preparado por Mansory es más barato que uno 'del montón'

En Estados Unidos está a la venta este inmaculado Bugatti Veyron Linea Vivere, una criatura creada por el especialista Mansory y que es más barato que muchos Veyron del mercado de 'ocasión'.

Julián Garnacho

Julián Garnacho Twitter

12 de Septiembre 2020 09:00

Comparte este artículo: 72 3

Hoy en día es posible adquirir en Estados Unidos un impresionante Bugatti Veyron en el mercado de 'ocasión' por unos 1,8 millones de dólares, que al cambio actual vienen a ser como 1.520.000 euros. Sin embargo, esta joya que salió del Atelier que la firma francesa tiene en Moslheim en el año 2008 es bastante más exclusivo que un Veyron del montón, además de ser considerablemente más barato.

Este Veyron no es una pieza cualquiera, porque es uno de las pocas unidades que existen en todo el mundo que está equipado con la Linea Vivere desarrollada por el especialista Mansory. Y entre todos ellos, este es el único acabado con esta terminación en color rojo. Como no podía ser de otra manera conociendo a Mansory, en el exterior encontramos detalles exclusivos, como la inconfundible parrilla en forma de herradura debidamente personalizada, además de que luce un capó delantero en fibra de carbono brillante expuesta.

En otras zonas del Veyron, Mansory instala unos faldones laterales personalizados, además de que el techo y toda la zona posterior tienen el mismo tratamiento que su capó. Y por cierto, sus llantas originales dejaron paso a estas otras creadas para la ocasión por el especialista Vossen.

Mantiene sus 1.001 CV de potencia

Los toques maestros dados por Mansory también se aplican en el habitáculo, donde aparecen nuevos elementos en fibra de carbono brillante, incluido el volante, la consola central, el selector del cambio, las levas tras el volante o las protecciones de los pasos de puerta. Por su parte el cuero blanco y negro reviste prácticamente todo lo que no está adornado con carbono, mientras que una placa en ese interior confirma que este Bugatti Veyron tan particular esconde el chasis 115 de todos los fabricados en Molsheim, y que además, fue el número 38 en cruzar el océano rumbo a Estados Unidos.

Durante sus doce años de vida, este deportivo cuya mecánica se mantiene tal cual a la original (por lo tanto hablamos de un 8.0 W16 con cuatro turbos y 1.001 CV de potencia), apenas ha recorrido 14.000 millas, que son algo así como unos 22.500 kilómetros.

Aunque ya hemos dicho que piden menos que por un Bugatti Veyron original, esta criatura tan especial no se puede considerar barata, pero ten en cuenta que el concesionario de Los Ángeles que lo tiene a la venta está pidiendo 1.250.000 dólares, que es algo así como 1.060.000 euros.

Artículos recomendados

Noticias relacionadas

Vídeos relacionados

Sigue Motor16
Salon