El Evoque y el Discovery Sport se vuelven híbridos enchufables
CON 309 CV DE POTENCIA

El Evoque y el Discovery Sport se vuelven híbridos enchufables

La firma británica ha anunciado que sus número 1 en ventas en el terreno de los SUV compactos; el Range Rover Evoque y el Discovery Sport, se ofrecerán ahora en sus variantes híbridas enchufables con el nombre P300e.

Santiago Casero

22 de Abril 2020 14:04

Comparte este artículo: 21 2

Los nuevos SUV Premium compactos Range Rover Evoque y Land Rover Discovery Sport ya están disponibles con la tecnología híbrida enchufable (PHEV). Gracias a esto, ambos modelos serán capaces de recorrer 66 y 62 km en modo eléctrico respectivamente.

Bajo el nombre de P300e, estas nuevas versiones de los SUV británicos se sumarán a los sistemas de hibridación suave ya ofrecidos en ambas gamas. Y es que estos nuevos modelos ofrecen un rendimiento sostenible que además de hacer que consuman menos y contaminen menos, también hacen que la conducción y dinamismo propios de un Land Rover sigan presentes al cien por cien. Ambos combinan el nuevo motor de gasolina Ingenium de 1,5 litros y tres cilindros que arroja 200 CV con otro eléctrico que se sitúa en el eje trasero y que aporta otros 109 caballos a la ecuación. Como resultado, el total combinado entre los dos es de 309 CV enviado a las cuatro ruedas. Para alimentar dicho motor eléctrico contamos con una batería de 15 kWh que se sitúa bajo los asientos traseros, permitiendo de esta manera que el espacio interior no se vea afectado y además haciendo que el centro de gravedad del vehículo se encuentre más bajo. Con todo esto, el Range Rover Evoque P300e es capaz de pasar de 0 a 100 en tan solo 6,4 segundos, mientras que el Discovery Sport lo hace en 6,6. Además, como dato a tener en cuenta, ambos modelos son capaces de alcanzar hasta 135 km/h de velocidad en modo eléctrico.

Tres modos de conducción

En cuanto a su conducción, el cliente podrá elegir entre tres modos distintos dependiendo de sus necesidades o de la vía por la que vayamos a circular. En primer lugar tenemos el modo HYBRID, que es el que se selecciona de manera predeterminada siempre que arranquemos el vehículo. Este combina de manera automática la energía de propulsión eléctrica con el motor de gasolina, haciendo que se utilice de la manera más eficaz y eficiente posible toda la energía. Siguiendo a este primer modo tenemos el modo EV (vehículo eléctrico). Cuando tengamos activado este modo de conducción, el vehículo funcionará exclusivamente con la energía eléctrica con la que cuente la batería, disfrutando así de trayectos silenciosos, sin emisiones y de hasta 135 km/h de velocidad máxima. Además, si contamos con el 100% de la batería, podremos recorrer 62 km si nos encontramos en el Discovery Sport o 66 si contamos con el Range Rover Evoque. Esto, si nos basamos en la media de kilómetros diarios del Reino Unido, por ejemplo, donde un usuario común recorre cada día 30,2 km, permite a estos nuevos PHEV de Land Rover hacer la ida y la vuelta sin necesidad de cargar la batería. Por último tenemos el modo SAVE. Este prioriza la utilización del motor de combustión como fuente de energía principal mientras mantiene el estado de carga de la batería en un nivel elegido por nosotros. Este modo viene muy bien si se vive en las afueras de la ciudad y se quiere reservar toda la batería posible para cuando tengamos que entrar en la ciudad. De este modo podremos recorrer los kilómetros que hagamos por las afueras con el motor de combustión y una vez lleguemos al centro activas la energía eléctrica y disfrutar del trayecto sin gastar ni gota de gasolina.

Una vez se acabe nuestra batería tocará cargar el vehículo y ahí es donde dispondremos de varias opciones. Podemos optar por un cable de carga doméstico Modo 2 que permite a los clientes recargar totalmente su vehículo con una toma de corriente convencional en 6 horas y 42 minutos, por lo que es perfecto para una carga nocturna. Si por el contrario optamos por una carga rápida, el cable de carga Modo 3 nos permitirá utilizarlo por medio de un Wallbox o cargador de pared doméstico. Con esto nuestro coche pasará del 0 al 80% de la batería en tan solo 1 hora y 24 minutos. Sin embargo, la mayor velocidad se consigue en la red pública de puntos de carga rápidos y permitirán cargar el 80% de la batería en 30 minutos. Además, estos dos modelos incorporan un nuevo sistema de freno por control electrónico que sustituye al convencional servofreno. Este combina a la perfección la frenada por fricción y la regenerativa para ofrecernos una sensación precisa y uniforme en el pedal, además de ayudarnos a generar batería mientras conducimos.

Nueva caja de cambios

También nueva es su caja de cambios automática de ocho velocidades. Esta aprovecha de una manera mejor la potencia y el par motor de su tricilíndrico y además es 5 kg más ligera que la de nueve relaciones que usan otros modelos de la compañía, y también más refinada.

En resumen, Land Rover ha sumado dos de sus vehículos más vendidos y más exitosos a la tendencia eléctrica y aumenta así las opciones de sus compradores que disponen tanto de versiones convencionales como de hibridación ligera y ahora unas versiones enchufables. Ambos están ya disponibles en España y los precios desde los que parten son: 51.969 euros para el Range Rover Evoque P300e y 50.510 si optamos por el Land Rover Discovery Sport P300e.

Artículos recomendados

Noticias relacionadas

Vídeos relacionados

Sigue Motor16
Salon