Conducimos el Lexus NX 300h 2018. Como la seda
A LA VENTA DESDE 37.500 euros

Conducimos el Lexus NX 300h 2018. Como la seda

El renovado Lexus NX 300h retoca ligeros detalles para seguir siendo todo un éxito en la marca. Y añade nuevas tecnologías, con la seguridad como gran beneficiada. Ya está a la venta.

Javier Montoya

Javier Montoya Twitter

7 de Noviembre 2017 14:23

Comparte este artículo: 45 0

Lexus presentó en el pasado Salón de Fráncfort la renovación del NX, su modelo más importante, porque en sus tres años de vida acumula ya el 50 por ciento de las ventas de la marca en España. Y la tendencia de ventas de este modelo sigue en alza. Eso indica que el NX está en uno de sus mejores momentos y que el cambio no debía ser, en absoluto, radical. Así se ha hecho; y con solo unos retoques estéticos, algo en elementos como las suspensiones y, sobre todo, el añadido de más tecnología, el NX está listo para seguir dando la batalla y seguir siendo el Lexus de más éxito.

Para empezar, en el plano estético Lexus ha retocado aspectos como la parrilla, ahora de mayor tamaño y presencia, pues incluso en las versiones de acceso a la gama la rejilla tiene un aire más deportivo. También cambia ligeramente el diseño de las luces, más apreciable en las traseras, con lo que logra un aspecto más bajo, ancho y musculoso. Las luces delanteras ahora son adaptativas. El resultado general muestra un modelo de corte más dinámico.

Pantalla táctil de gran tamaño

En el interior también hay ligeros retoques para un habitáculo de estupenda terminación en el que la calidad de acabados y materiales brilla a la altura habitual de la marca japonesa. Añade ahora nuevas opciones de combinación de colores en el interior. Pero lo más llamativo del interior tiene que ver con la funcionalidad. Para empezar, la simplificación en el número de botones del cuadro de instrumentos. Lexus afirma que se han reducido un 50 por ciento los botones en la consola central. Y la pantalla central pasa de las 7 u 8 pulgadas del actual NX a un tamaño de 10,3 pulgadas, que hace mucho más visible toda la información y mucho más llamativo el salpicadero.

Y en cuanto a retoques en el apartado dinámico, decir que las suspensiones han sido revisadas para mejora el compromiso entre estabilidad y confort de marcha. Ahora cuenta con nuevas estabilizadoras traseras y el sistema Adaptive Variable Suspension -disponible en los acabados F-Sport y Luxury- ofrece un control permanente para ese compromiso mencionado entre estabilidad y confort.

Pero sin duda, las grandes novedades tienen que ver con apartados tecnológicos, y sobre todo con la seguridad. Así, el NX 300h es el primer Lexus conectado y gracias a ello ofrece un navegador conectado con información de tráfico en tiempo real además de funciones como búsqueda de aparcamiento, acceso a Google, conexión wifi en el interior...

Lo último en sistemas de seguridad

Y si hablamos de seguridad, el Lexus Safety System+ añade todos los últimos avances en este terreno, para que el NX esté a la última. Este sistema, que se ofrece como equipo de serie desde el acabado Executive -versión intermedia que será la más demandada incluye los asistentes más avanzados. Hablamos de sistema precolisión con detección de peatones, sistema de luces adaptativas, sistema de mantenimiento de carril, detector de señales de tráfico y adaptive cruise control que mantiene la distancia con el vehículo que nos precede.

No hay cambios en el motor, ni por supuesto en la tecnología híbrida. El Lexus NX 300h sigue apostando por la combinación de un motor de gasolina de 2,5 litros y 4 cilindros con uno o dos motores eléctricos (en este caso para las versiones de tracción total) que da como resultado una potencia total de 197 caballos. Con ello se consigue un consumo medio de 5 l/100 km que corresponden a unas emisiones de 116 g/km. Y su autonomía en eléctrico ronda los 2 kilómetros, aunque en función del tipo de conducción, en el recorrido que realizamos por los alrededores de Madrid -incluyendo las principales calles del centro de la capital- se puede conseguir hasta un 20-25 por ciento de tiempo circulando en modo totalmente eléctrico, sin emisiones. Gracias esta tecnología híbrida -y sin cables, como remachan en la marca japonesa- el Lexus NX cuenta con la etiqueta ECO de la DGT, que permite circular a este modelo -y toda la gama Lexus- por el centro de Madrid sin restricciones, incluso en los días de cierre al tráfico privado.

Confortable y dinámico

Todos los cambios han contribuido a mejorar un comportamiento y una dinámica de conducción siempre marcada por la suavidad y el confort, aunque no exento de carácter. Lo comprobamos en el recorrido de pruebas y esa suavidad de marcha se mantiene. Si circulamos en el modo Normal o ECO -y por supuesto con la tecla EV pulsada- la suavidad se multiplica. Y si elegimos el modo Sport le sale el carácter, apura más los cambios y la dureza de dirección y suspensión se incrementa para ofrecer más sensaciones. En cualquier circunstancia empuja con decisión y tal vez lo más criticable sea ese cambio de variador continuo que cuando apretamos con ganas el acelerador nos devuelve un sonido poco refinado. Seguro que con otro tipo de transmisión el resultado sería mucho más agradable. Nada que reprochar en cuanto a estabilidad o frenos; ni, por supuesto, en comodidad interior.

Con cinco niveles de acabado: Eco como puerta de entrada; Business, centrado en el mercado de empresas; Executive (el nivel más equilibrado) y F-Sport para los más dinámicos y Luxury para los más refinados, el NX 300h ya está disponible en los concesionarios de la marca japonesa, con un precio de partida de 37.500 euros.

Artículos recomendados

Noticias relacionadas

Vídeos relacionados

Sigue Motor16