Chevrolet Camaro 2016. Esta es la sexta generación de una leyenda
90 KILOS MÁS LIGERO QUE ANTES

Chevrolet Camaro 2016. Esta es la sexta generación de una leyenda

Esta es la sexta generación del legendario Chevrolet Camaro, un deportivo que llegará a Europa a finales de este mismo año y que es más ligero, aerodinámico y eficiente que nunca.

Julián Garnacho

Julián Garnacho Twitter

18 de Mayo 2015 11:42

Comparte este artículo: 2 0

Chevrolet continúa lanzando nuevos modelos como esta sexta generación de su lengendario Chevrolet Camaro, sin embargo cabe recordar que a finales de este mismo año Chevrolet desaparecerá de toda Europa como marca, aunque mantendrá algunos puntos para mantener un servicio postventa. Viendo este panorama surge una pregunta: ¿este Camaro no llegará entonces a Europa?

La respuesta es que sí, pues Chevrolet deja de comercializar su actual gama de modelos, sin embargo vehículos emblemáticos para la marca como son los nuevos Chevrolet Corvette y este Chevrolet Camaro se seguirán vendiendo, eso sí, de momento no se saben los puntos de venta donde lo harán (concesionarios postventa, centros Opel...).

90 kilos menos gracias al aluminio

Pero al margen de Chevrolet en Europa, decir que estamos ante la sexta generación del Chevrolet Camaro, un deportivo que mantiene su aire imponente a nivel de diseño y que está más que claro que llega para batirse en duelo con el también nuevo Ford Mustang. Y aunque a nivel estético no recibe importantes novedades, la verdad es que es completamente nuevo, comenzando por su chasis, que ahora cuenta con nuevas piezas que han sido fabricadas en aluminio para minimizar el peso en hasta 90 kilos (el desaparecido Camaro arrancaba en 1.844 kilos de peso). Estas nuevas piezas de aluminio le permiten ser mucho más rígido que antes (se incrementa en un 28%), mientras que Chevrolet asegura que un 70% de las piezas han sido fabricadas exclusivamente para los Camaro.

Chevrolet también ha puesto especial atención a la aerodinámica, por lo que han pasado más de 350 horas en el túnel de viento, de manera que se ha conseguido hacer más aerodinámico que antes y por lo tanto, más eficiente. Si bien, se desconoce su Cx. En el anterior Camaro, el Cx era de 0,35.

Suspensiones independientes

Este nuevo chasis de aluminio cuenta con unas suspensiones independientes en el eje delantero y también en el eje trasero, justo lo mismo que sucede también en los nuevos Ford Mustang. Esta suspensión posterior de cinco brazos mejora el comportamiento dinámico, además de que es 12 kilos más ligera que la utilizada por su antecesor. Por su parte, las versiones SS del nuevo Chevrolet Camaro suman la suspensión Magnetic Ride Control que ajusta en tiempo real la dureza de la misma para adaptarse a las condiciones de la carretera. Esta suspensión activa sólo se ofrecía anteriormente en los exclusivos Camaro ZL1. También para incrementar la experiencia de conducción, los Chevrolet Camaro equipan ahora un potente equipo de frenos con discos de 320 milímetros en el eje delantero y de 315 milímetros en el trasero. Delante se emplean unas pinzas de freno de cuatro pistones.

Los SS con frenos Brembo

Por su parte, los Chevrolet Camaro SS apuestan por un equipo de frenos firmado por Brembo con discos de 345 milímetros delante y 338 milímetros detrás. En estos SS se usan unas pinzas de cuatro pistones delante y también detrás. Por cierto, los nuevos Camaro estrenan ahora un freno de estacionamiento eléctrico.

Tres propulsores de 4, 6 y 8 cilindros

En lo referente a propulsores, la nueva generación del Chevrolet Camaro estrena un nuevo propulsor 2.0 Turbo de cuatro cilindros que genera una potencia de 275 CV (parece claro que han apuntado directos al 2.3 EcoBoost del Ford Mustang) y un par máximo de 400 Nm. Con esta mecánica el Camaro será capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en menos de 6 segundos, mientras que su consumo medio rondará los 7,8 l/100 km. El sonido se potenciará en el habitáculo por medio del sistema de altavoces.

Por encima se mantiene el 3.6 V6 atmosférico, una mecánica que ahora incrementa su potencia y su par hasta los 335 CV y 385 Nm respectivamente. Suma inyección directa además de desactivación activa de dos de sus seis cilindros. Pero por ahora se desconocen sus prestaciones y datos sobre los consumos.

Las versiones más potentes, las SS, seguirán contando con el imponente propulsor 6.2 V8, el cual genera nada menos que 455 CV y 617 Nm de par máximo (no tardaremos en ver preparaciones sobrealimentadas que rondarán los 700 CV, sino al tiempo).

Manual o automático

Todos los propulsores del Chevrolet Camaro se combinan de serie con una caja de cambios manual de 6 velocidades que transmite todo el potencial a sus dos neumáticos posteriores. De forma opcional, todos podrán equipar una caja de cambios automática de 8 velocidades que además tiene levas para un manejo en modo secuencial. En el caso de los 6.2 V8, si están equipados con cambio automático también añaden la desconexión activa de cilindros para minimizar el gasto de carburante. Y si nos conformamos con el cambio manual en los V8 presenta un sistema que realiza por sí sólo el punta-tacón al reducir de velocidad (este sistema tembién lo tienen los Nissan 370Z).

El nuevo Camaro mide 4,78 metros de largo (antes 4,84 metros), 1,90 metros de ancho y 1,35 metros de alto. Por ahora sólo se conoce con carrocería coupé, la cual se puede solicitar en diez colores diferentes y para la que también se ofrecen diferentes adhesivos para personalizarlo, pero seguro que más adelante también lanzan al mercado las versiones convertible con techo de lona y que mantienen un interior ideado para cuatro ocupantes. Por cierto, el habitáculo también presenta un nuevo diseño, donde detaca su pantalla central táctil de 8 pulgadas con el sistema de conectividad MyLink a la que se suma una segunda pantalla tras el volante, también de 8 pulgadas, que hace la función de velocímetro y se puede configurar dependiendo de las preferencias del conductor.

Entre los elementos de qué dispone el nuevo Camaro encontramos las luces diurnas y los pilotos posteriores LED, mientras que los SS suman delante los faros de xenón. Tampoco faltan llantas de aleación de 18 pulgadas, que crecen a 20 pulgadas en los SS y suman neumáticos Goodyear Eagle F1 Asymetric... En el equipamiento encontramos un selector de modos, desde el cual, el conducor podrá elegir entre los programas: Nieve, Tour y Sport, aunque si conduce un Chevrolet Camaro SS encontrará el programa Track ideado para el disfute de este deportivo dentro de circuito.

Artículos recomendados

Sigue Motor16
Salon