Audi A4 Avant g-tron. Deportivo, eficiente y muy económico
MÁS DE 950 KM DE AUTONOMÍA

Audi A4 Avant g-tron. Deportivo, eficiente y muy económico

A finales de 2016 se espera la llegada a los concesionarios del Audi A4 Avant g-tron, una versión que está alimentada por gas natural y que además de prestaciones, brilla por su eficiencia y economía de uso.

Julián Garnacho

Julián Garnacho Twitter

26 de Octubre 2015 13:34

Comparte este artículo: 0 0

No tardará mucho en salir a la venta en España el Audi A3 Sportback g-tron, un modelo cuyo propulsor 1.4 TFSI se ha adaptado para poder consumir indiferentemente gasolina sin plomo o el gas natural almacenado en sus depósitos. Y este tipo de mecánicas no son novedad en Audi, pues en Volkswagen ya se comercializó un Passat 1.4 TSI de la anterior generación que podía consumir también gas natural.

Sin perder capacidad de carga

Y es que no es una fuente de energía a descartar, al igual que el GLP (gas licuado de petróleo) que utilizan otras muchas marcas. Es por ello que Audi volverá a ofrecer un segundo modelo alimentado por gas natural y que tomará la carrocería del nuevo Audi A4 Avant, además, sin perder capacidad de carga, pues mantiene un maletero con 505 litros de capacidad. Ahora bien, esta versión g-tron carecerá de rueda de repuesto y además la batería se instala bajo el capó delantero y no en el maletero.

Al margen de estos cambios, el Audi A4 Avant g-tron (queda por saber si también se comercializará en un futuro con carrocería sedán de cuatro puertas) estrena cuatro depósitos cilíndricos donde se almacena el gas natural. Cada uno de ellos ha sido diseñado para poderse adaptar al espacio que había disponible y entre todos son capaces de almacenar 19 kilos de gas. Han sido fabricados siguiendo el principio ultra de Audi, por lo que se utilizan plásticos reforzados con fibra de carbono y también con fibra de vidrio, de manera que pesan un 56 por ciento menos que si estuvieran fabricados en acero. Además su tercera capa (la externa) se torna blanca si aparece algún tipo de daño, por lo que es sencillo detectar alguna anomalía.

Con el motor 2.0 TFSI

Esta gas natural alimenta un motor 2.0 TFSI de nueva generación y que es capaz de proporcionar una potencia de 170 CV y un par máximo de 270 Nm (el actual 2.0 TFSI del Audi A4 entrega 190 CV), el cual ofrecerá prestaciones más que suficientes. Los pistones y las válvulas se han modificado para funcionar con gas natural y se instala un controlador para reducir la presión del gas de más de 200 bares a sólo 5 bares cuando es inyectado en las cámaras de combustión.

Semejante Audi A4 Avant g-tron es capaz de homologar un consumo medio inferior a los cuatro kilos de gas, por lo que su autonomía ronda los 500 kilómetros. A ello hay que sumar los otros 450 kilómetros que podemos recorrer circulando con los 25 litros de gasolina sin plomo que caben en su nuevo depósito (pasa de 54 a sólo 25 litros de capacidad). En total hablamos de cerca de 1.000 kilómetros, una autonomía sólo ofrecida hasta ahora por los eficientes TDI.

Las diferencias con otros Audi A4 Avant las encontramos en las dos tomas para repostar gasolina y gas natural, que se encuentran bajo la misma tapa lateral, mientras que en su habitáculo aparecen dos indicadores de los dos combustibles con los que este g-tron puede funcionar.

Artículos recomendados

Sigue Motor16