miércoles, 8 febrero 2023

El asiento infantil integrado de Volvo cumple 25 años

Hace tres lustros el fabricante sueco hizo realidad el asiento infantil integrado en el automóvil, un acontecimiento que Volvo Cars ha celebrado coincidiendo con la semana Mundial de Naciones Unidas para la Seguridad Vial. La marca recuerda que, aunque en 1978 presentaba el primer cojín para niños en el coche, no fue hasta 1990 cuando se hizo realidad un reposabrazos central rediseñado para elevar la posición del pequeño. Sistema que se fue desarrollando hasta conseguir un asiento seguro en el que los cinturones de seguridad de tres puntos del momento se ajustaba a la perfección.

Con ello se eliminaba la necesidad de un sistema de retención infantil para los niños de más edad. Unos años más tarde, concretamente en 2007, Volvo Cars marcaba una nueva pauta en seguridad infantil con el primer cojín elevador ajustable en dos alturas. Proporcionaba una posición más segura y cómoda con independencia del tamaño del menor sin restringir a los adultos el uso normal de las plazas traseras.

Objetivo de Volvo para 2020: 0 accidentes en sus coches

Son algunos de los grandes pasos en pro de la seguridad infantil dados por la corporación sueca, consciente de que los fabricantes de automóviles deben asumir la responsabilidad de integrar la búsqueda de sistemas de seguridad para niños eficientes como parte del desarrollo de sus vehículos. Volvo trabaja para conseguir que en 2020 nadie muera o resulte gravemente herido dentro de uno de sus coches nuevos.