jueves, 9 febrero 2023

5 consejos sobre seguridad para conductores en invierno

Comienza el invierno y con esta fría estación las vacaciones de fin de año, los desplazamientos constantes y el comienzo de la temporada de esquí. Aunque nos resulte una estación preciosa, la nieve nos puede complicar cualquier viaje por corto que sea y dejarnos atrapados en cualquier nevada. Incluso la niebla o la lluvia nos puede estropear nuestro viaje en invierno. Antes de emprender cualquier viaje en invierno, debemos observar varios consejos de seguridad para estar preparados ante cualquier contingencia. Sigue nuestros consejos para prevenir cualquier susto en los desplazamientos en invierno.

Puesta a punto a tiempo

Nuestro primer consejo es antes de que llegue el invierno realizar una puesta a punto para comprobar que el coche está en perfecto estado. Si no lo hemos hecho antes de esta complicada estación, debemos realizar esta puesta a punto antes de cualquier desplazamiento. Tenemos que revisar los neumáticos, los amortiguadores, los frenos, las bujías y la batería. También se debe comprobar el estado de los cristales del vehículo y si encontramos cualquier rotura o grieta debemos cambiar cuanto antes el cristal para que no se rompa durante el viaje.

Cuidado con las luces

Otro punto importante para nuestra seguridad y la de todos los ocupantes es la revisión de las luces del vehículo antes de realizar cualquier viaje. En invierno se reducen las horas de sol lo que puede dificultar nuestra visibilidad en la carretera. También nos podemos encontrar cuando realizamos un viaje con incómodos fenómenos meteorológico como la niebla o la niebla para que no disminuye la visibilidad.

Aprender a colocar las cadenas

En caso de alerta por nieve la colocación de las cadenas es siempre obligatoria para todos los vehículos. Una precaución necesaria para garantizar nuestra seguridad y la de todos los ocupantes de nuestro coche. Las cadenas siempre deben colocarse en las ruedas motrices del vehículo y una vez colocadas no se puede superar nunca con ellas los 50 kilómetros por hora. Colocar las cadenas clásicas suele suponer solo unos 20 minutos y aunque su colocación es engorrosa, con la práctica puede convertirse algo habitual. Sigue estos pasos y ya verás cómo te resultará mucho más sencillo.

No olvidar nada

Los viajes en invierno nos pueden suponer alguna sorpresa negativa debido a la nieve o la niebla. Nos podemos quedar sin combustible, se nos puede estropear nuestro coche o sufrir un accidente. Siempre debemos llevar en nuestro vehículo accesorios de emergencia como el chaleco, unos triángulos y la rueda de emergencia. Además, en invierno debemos añadir una linterna, un teléfono móvil cargado, agua, ropa de abrigo, una manta, una batería portátil para el móvil y un botiquín de primeros auxilios. También es importante llevar siempre depósito de combustible completo y comprobar que funciona la calefacción dentro del vehículo. Precauciones sencillas que nos pueden ayudar mucho en caso de emergencia.

Precauciones básicas al volante

Siempre que vayamos a coger el coche en invierno debemos informarnos de las condiciones meteorológicas y de la situación de la carretera que vamos a recorrer. Podemos consultar por Internet en la web de la DGT y seguir sus recomendaciones.

Es importante conducir a menos velocidad para evitar reacciones bruscas al volante ante la lluvia o la nieve. También se recomienda conducir con las marchas más largas siempre que sea posible y evitar frenar de forma brusca. Lo más aconsejable es ir reduciendo las marchas y decelerar el coche hasta llegar a parar.

La previsión de lo que puede ocurrir es siempre la mejor seguridad para los conductores y los ocupantes del vehículo. Debemos también conocer el alcance de la cobertura de nuestro seguro y saber si cubre la asistencia en carretera. Esta prestación es fundamental si nos quedamos tirados en algún punto de la carretera y necesitamos una asistencia rápida y eficaz.

Recuerda que toda previsión es poca cuando vamos a realizar un viaje en invierno y no dudes en equipar tu vehículo con todo lo necesario, aunque en principio te parezca demasiado. La salud de toda la familia puede depender de haber sido lo suficientemente previsión y viajar con un coche equipado para cualquier tipo de contingencia. Sigue estas sencillas medidas de seguridad que os proponemos y seguro que vuestro viaje en invierno será todo un éxito.