Imágenes prueba DS 3 Crossback 1.2 Puretech

El DS 3 Crossback juega en la liga de los SUV urbanos más exclusivos, modelos con precios superiores a la media que por tecnología disponible, refinamiento interior o posibilidades de personalización atraen a usuarios dispuestos a pagar un poco más por un producto menos visto.

Prueba DS 3 Crossback 1.2 Puretech. Movimientos

Prestaciones notables. Pese a sus 25 CV menos, el Puretech 130 empuja exactamente igual que el Puretech 155. El tricilíndrico sorprende por su agrado y por su poco gasto.

Prueba DS 3 Crossback 1.2 Puretech. Movimientos, imagen 1 Prueba DS 3 Crossback 1.2 Puretech. Movimientos, imagen 2 Prueba DS 3 Crossback 1.2 Puretech. Movimientos, imagen 3 Prueba DS 3 Crossback 1.2 Puretech. Movimientos, imagen 4 Prueba DS 3 Crossback 1.2 Puretech. Movimientos, imagen 5

Prueba DS 3 Crossback 1.2 Puretech. Interior

Exclusivo. Muy buenos materiales y terminación correcta. Pero en el diseño, prima la originalidad sobre la funcionalidad.

Prueba DS 3 Crossback 1.2 Puretech. Interior, imagen 1 Prueba DS 3 Crossback 1.2 Puretech. Interior, imagen 2 Prueba DS 3 Crossback 1.2 Puretech. Interior, imagen 3 Prueba DS 3 Crossback 1.2 Puretech. Interior, imagen 4 Prueba DS 3 Crossback 1.2 Puretech. Interior, imagen 5

Prueba DS 3 Crossback 1.2 Puretech. Habitáculo

Podemos solicitar un paquete opcional de 600 euros que incluye asientos delanteros con masaje y ajuste eléctrico en la butaca del conductor. El espacio en la segunda fila es justito.

Prueba DS 3 Crossback 1.2 Puretech. Habitáculo, imagen 1 Prueba DS 3 Crossback 1.2 Puretech. Habitáculo, imagen 2 Prueba DS 3 Crossback 1.2 Puretech. Habitáculo, imagen 3 Prueba DS 3 Crossback 1.2 Puretech. Habitáculo, imagen 4 Prueba DS 3 Crossback 1.2 Puretech. Habitáculo, imagen 5