Radical SR8 RSX. Un juguete para circuitos
LO MÁS PARECIDO A UN LMP

Radical SR8 RSX. Un juguete para circuitos

El circuito de Montmeló ha sido el escenario elegido por Radical Cars para presentar su vehículo más extremo, el Radical SR8 RSX que pesa sólo 860 kilos y tiene un propulsor 3.0 V8 con una potencia de 440 CV.

Julián Garnacho

Julián Garnacho Twitter

8 de Noviembre 2014 11:19

Comparte este artículo: 0 0

Radical Cars es una empresa inglesa especializada en la fabricación de vehículos de altas prestaciones, capaces de ofrecer experiencias de conducción únicas a sus clientes, quienes podrán exprimir sus vehículos en circuito, pero algunos de ellos también cuentan con la homologación pertinente para poderse utilizar en carreteras abiertas, de manera que son una alternativa a los conocidos Caterham, Zenos, KTM, Ariel...

Sólo para circuitos

Este nuevo Radical SR8 RSX es de los que no están homologados para rodar por carreteras abiertas y sólo podremos exprimir sus cualidades en un circuito, donde directamente nos lo podemos pasar "como niños" gracias a las bondades que presenta este singular vehículo. Y es que ofrece un sofisticado chasis tubular de acero que queda oculto por una carrocería realizada en material plástico, en la que también encontramos nuevos apéndices aerodinámicos regulables. Éstos, según su orientación pueden generar una carga aerodinámica de hasta 900 kilos, lo que es digno de alabanza en un vehículo que tan sólo pesa 860 kilos.

Un motor de competición

Tras la zona destinada a sus dos ocupantes se encuentra un propulsor directamente derivado de la competición. Hablamos de un motor 3.0 V8 atmosférico que genera una potencia de 440 CV cuando este gira a nada menos que 10.500 rpm. También su par máximo es de 379 Nm. Dicha mecánica se combina con una caja de cambios secuencial de 7 velocidades con levas en el volante, y envía toda esta potencia a sus dos ruedas posteriores. Radical asegura que esta mecánica aguanta sin problemas 40 horas de uso intensivo antes de ser reconstruída (no hay que olvidad que hemos usado la palabra "competición"). No hay nada de prestaciones, pero Radical asegura que este SR8 RSX es lo más cercano que se puede conducir a un vehículo LMP.

Tampoco faltan suspensiones regulables, frenos de altas prestaciones (discos delanteros de 350 milímetros, perforados y con pinzas de 6 pistones), unos asientos con homologación FIA y aptos para ser usados con HANS, conectividad Wi-Fi para extraer los dato sobre la telemetría, pantalla TFT... Decir que también cuenta con volante y pedales regulables, además de con una dirección asistida variable (es el primer Radical con cockpit abierto que usa dirección asistida).

Radical pone un precio de 109.950 libras para este SR8 RSX, lo que vienen a ser aproximadamente unos 140.000 euros al cambio actual.

Con el SR3 RSX es suficiente

Además de su modelo estrella, Radical presentó el Radical SR3 RSX, que estrena un motor de altas prestaciones de origen Suzuki. Se trata de un propulsor 1.5 de cuatro cilindros que desarrolla una potencia de 210 CV y un par motor de 168 Nm. En este ligero vehículo ayuda a que sea capaz de acelerar de 0 a 60 millas por hora (96 km/h) en tan sólo 3,1 segundos, mientras que su velocidad máxima es de 250 km/h. Si es capaz de esto con 210 CV, de qué no será capaz con 440 CV.

Artículos recomendados

Sigue Motor16
Salon