comscore
sábado, 13 julio 2024

Con la lengua fuera

Debe hacer daño perder con una marca alemana en Hockenheim, ante tu compañero de equipo, delante de tus compatriotas, y desde la pole. Rosberg habría podido  superar a Hamilton en la pista, en la clasificación, y romper la tendencia imparable del británico en estas últimas carreras.  Además cabía afrontar con otro  enfoque mental las vacaciones y la segunda parte de la temporada.

Sin embargo, Rosberg ha perdido 43 puntos de ventaja y varios duelos directos en las últimas pruebas. Durante las próximas semanas, se impondrá entre prensa como aficionados la impresión de que Hamilton marcha imparable hacia su cuarto título. Una sensación en las últimas pruebas reafirmada ante su rendimiento en Hockenheim. La victoria en Alemania hubiera dejado un ambiente de tablas de vuelta a las carreras en agosto. La Fórmula 1 también es percepción, y en el ambiente general actual, esta juega en contra de Rosberg. El alemán debe demostrar que es capaz de desmentirla en las nueve carreras restantes.

Ferrari, en el desconcierto

Peor será el ambiente de Ferrari estas semanas. Con la despedida de Allison como preludio, el Gran Premio de Alemania ha supuesto otro mazazo en Maranello. El equipo italiano vive en el desconcierto a pesar de las declaraciones de Arrivabene y sus pilotos.  Red Bull ha comido el terreno desde el Gran Premio de España, para adelantar incluso a Ferrari en la clasificación general tras el doble podio de Ricciardo y Verstappen. Aerodinámica y adherencia, velocidad a una vuelta?,

El SF16-H se ha quedado estacado. El rendimiento y reacciones de Vettel son la mejor prueba de ello. Vienen tiempos difíciles si no hay reacción por parte de la Scuderia. ?Hay un plan, la segunda parte de la temporada será mejor?? nos dice Vettel.

McLaren mejora y a Sainz le toca sufrir

Aunque Fernando Alonso no entrara en lo puntos, Jenson Button sí lo hizo en Hockenheim. McLaren confirma así una positiva tendencia que podría acentuarse en la última parte de la temporada si Honda diera el importante salto que se rumorea a partir del Gran Premio de Bélgica. El fabricante japonés trabaja para 2017, por lo que los avances necesarios han de sentirse en la parte final de 2016. Los problemas con el consumo de Button y Alonso en Hockenheim y las velocidades máximas ponen en evidencia el largo camino todavía por recorrer. La progresión no puede negarse. La necesidad de mantenerla a toda costa, tampoco.

Para Carlos Sainz  parece que llegan tiempos de sufrimiento. ?Vemos que el coche cada vez da para menos?. Y ahora será el turno de Monza y Spa. Carlos Sainz también sufrió en Hockenheim, y no solo con su monoplaza. En boxes, Toro Rosso volvió a fallar. El equipo italiano tiene una buena papeleta a la vuelta de verano. Kvyat está descompuesto, el monoplaza italiano viene lastrado con el desfase creciente del motor Ferrari cuyas carencias se intenta compensar con la aerodinámica, lo que acentúa los problemas para sus pilotos. El español tendrá la oportunidad y el desafío de volver a mostrar el temple que le ha caracterizado desde su llegada a la Fórmula 1.

La Fórmula 1 llega con la lengua fuera tras este minimaratón de los dos últimos meses. Mercedes tiene el título en la mano. La superioridad -especialmente los sábados- es enorme. Hamilton aventaja deportiva y psicológicamente a Rosberg. Ferrari afronta un panorama negativo de presión y falta de resultados al que debe responder imperiosamente, si puede. Red Bull siempre progresa en la segunda mitad de la temporada. En McLaren se espera otro salto cualitativo a la vuelta del verano?Y así llegamos a las vacaciones de la Fórmula 1.  A ver qué panorama nos encontramos a la vuelta.