comscore
sábado, 20 julio 2024

Pilotos Fórmula 1 2016. Cada oveja contra su pareja

LOS TRES TENORES. Hamilton, Rosberg y Vettel

Lewis Hamilton y Nico Rosberg con toda seguridad, y Sebastian Vettel con cada vez menos probabilidad, serán quienes disputen el título en 2016.

El nivel de un piloto en la Fórmula 1 actual viene preferentemente determinado por el de su monoplaza. Luego, el toque personal. La reciente pretemporada ha anticipado el espectacular rendimiento del W07, así que los matices que aporten Rosberg y Hamilton desde sus respectivas áreas del cuadrilátero serán los que marquen la diferencia.

A partir de Monza 2015, Rosberg logró seis poles seguidas y derrotó contundentemente a Hamilton en el último tercio de la temporada. Un piloto sin respuesta durante el campeonato -once poles seguidas firmó Hamilton-, de repente comenzó a soltar ganchos de hígado con el título casi perdido. ¿Jugaron a favor de Rosberg los cambios sufridos en el W06 a partir del Gran Premio de Italia? ¿Se relajó Hamilton cuando había ya sentenciado el campeonato?

El alemán conserva la inercia del final de temporada será un interesante campeonato. Habrá que comprobar cómo el W07 se adapta a uno u otro piloto. Pero en 2016 el diablo estará en el detalle entre ambos. Hamilton cuenta con una mayor velocidad natural que Rosberg, pero este derrocha una enorme energía intelectual para exprimir el menor detalle técnico. Rosberg también necesitará demostrar que puede avasallar en el cuerpo a cuerpo a su rival, como fue el caso de Hamilton la pasada temporada. Psicológicamente, el alemán necesita demostrar que puede -y debe-? ganar en este apartado.

Si los títulos consecutivos han saciado al británico para seguir entregado física y mentalmente, la ventaja será para un Rosberg, con suficiente hambre de título para desequilibrar la balanza. En todo caso, el duelo está servido entre ambos.

Sebastian Vettel seguirá manteniendo el liderazgo en Ferrari, cuya personalidad y talento han servido como norte en el equipo italiano. Sus opciones dependerán del mayor potencial que se presume al SF16-H, aunque queda por comprobar hasta qué punto el monoplaza italiano rivaliza con el W07. Desde Ferrari, James Allison avisa que su nuevo monoplaza supone un avance en todos los sentidos: mejor entrega y mayor potencia de motor, aerodinámica, suspensiones, manejabilidad?. La temporada será larga, y la presión en Ferrari es extraordinaria para lograr el título. Vettel es el hombre para ello en la Scuderia.

Motor16

LOS CAMPEONES MIRONES. Alonso, Button y Raikkonen

En McLaren presumen de contar con el plantel de pilotos más potente de la parrilla. Pero su talento está siendo lamentablemente desperdiciado en la mejor madurez personal y deportiva de ambos. Y pese a su calidad, no hacen milagros. En 2016 Alonso y Button dependerán de la evolución de Honda y de una unidad potencia que permita desarrollar un PM4-31 en cuyo chasis Alonso depositaba las esperanzas de ?ser el mejor al llegar las carreras de Europa?.

En la segunda semana de Montmeló, -no hubo graves problemas de fiabilidad- con el motor de Honda, reconocía el piloto español. En principio, las modificaciones en el sistema de recuperación de energía parecen funcionar. De confirmarse, permitirán avanzar en el ambicioso programa de mejoras que McLaren tiene en la rampa de lanzamiento para la temporada. Hasta dónde llegue el MP4-31 durante la temporada es una incógnita. ?El año pasado, podíamos dar pasitos. Este año podremos dar pasotes?.

En lo personal, Alonso reconocía en la pretemporada que el pasado año no estuvo a su nivel, un cargo de conciencia que quiere redimir este año. «En 2015 era muy difícil rendir bien cuando no puedes expresarte en el coche. Cuando eres un deportista y no puedes hacer tu trabajo, se da la tendencia a esperar a la próxima oportunidad de una carrera especial. En mi caso, Mónaco, Singapur» Afortunadamente, este año será mejor para nosotros?. Y por ello prometía ?dar lo mejor de sí mismo? en 2016, en una suerte de penitencia personal.

Por su parte, Jenson Button confirmó el pasado año una velocidad y nivel que no desentonó frente al piloto español. Otro año similar, y el británico verá reforzada su imagen, pero no se espera una derrota de Alonso si este recupera su espíritu en 2016, con permiso una vez más del MP4-31.

Desde su llegada a Ferrari, Raikkonen ha vivido a distancia sideral de Alonso y Vettel. Su atención mental tampoco estuvo a la altura de sus compañeros de equipo estos últimos años. Nada presagia que sea capaz de luchar por el título en 2016 y derrotar a Vettel; y menos aún a Mercedes, sobre todo con los problemas que sufre con los Pirelli en entrenamientos. Quizás sus resultados mejoren si el comportamiento del frontal del SF16-H encaja mejor con su estilo, como parece estar ocurriendo. Pero un año más aparece como el segundo piloto de Ferrari. De no renovar en 2017 con el equipo italiano, podría ser su último año en la Fórmula 1.

Motor16

TALENTOS EN LA SALA DE ESPERA. Ricciardo, Bottas, Hulkenberg

Tras batir a Vettel en 2014 y lograr las tres únicas victorias al margen de Mercedes en 2014, Daniel Ricciardo sufrió un duro encontronazo con la realidad ante los problemas de su monoplaza en la primera parte de la temporada pasada y por la inferioridad crónica del motor Renault durante todo el año .

De subirse a la cresta de la ola en 2014 a luchar por puntuar el pasado año, Ricciardo vivió una dura cura de humildad. Para esta temporada Red Bull cuenta con un magnífico chasis en el RB12 y un propulsor mejorado en potencia, pero todavía lejos de Mercedes. De momento, Williams parece el objetivo realista para el equipo austríaco, y en este terreno debería moverse el australiano. Al final de temporada varios pilotos terminan contrato con sus equipos ?Raikkonen, el principal de ellos? y Ricciardo puede ser candidato a cambiar de aires si lo permite el contrato con Red Bull. Pero debe recuperar el nivel de 2014, porque algún que otro joven que viene por detrás le puede robar la cartera si Kvyat le derrotara esta temporada.

Aunque señalado como potencial figura, Valtteri Bottas aún debe confirmar esas expectativas de manera más contundente. Con problemas de espalda en 2015, tampoco mostró sobre Felipe Massa la superioridad esperada. Consistente, pero no espectacular; sólido, pero no agresivo, también acaba contrato en 2016. Si Williams no confirma el salto de competitividad que ha dejado traslucir en la pretemporada, Bottas corre el peligro de engrosar la clase media de la Fórmula 1 para los próximos años.

Otra estrella potencial que no acaba de cuajar entre los grandes es Nico Hulkenberg. Sufrió en la segunda parte de la temporada, y la imagen tras su gran victoria en Le Mans decayó a partir de verano. La evolución del Force India desde Silverstone jugó en su contra y a favor de Pérez. Con altibajos, e irregular en 2015, Force India comienza la temporada con las mismas líneas básicas de ese monoplaza que dejó de favorecerle el pasado año. Necesita romper la inercia favorable a favor del mexicano. Fernando Alonso le incluye entre los mejores de la parrilla

VALORES SEGUROS. Pérez, Massa, Grosjean

Sergio Pérez dejó McLaren como un piloto incapaz de explotar un potencial latente por falta de concentración y enfoque. Se evaporaron las promesas generadas en Sauber. No suele haber dos oportunidades en uno de los grandes. Pero a finales de 2015 el mexicano llevó a cabo la mejor temporada de su trayectoria deportiva, según sus propias palabras. Si el Force India confirma las expectativas de la pretemporada y el mexicano derrota a Hulkenberg, habrá recuperado parte del capital y el carisma perdidos. Ante los vaivenes del mercado que se esperan para 2017, si tiene alguna oportunidad, será este año.

Capaz de lo mejor y también de los errores más insospechados para su experiencia, Felipe Massa se ha rehabilitado en Williams de su dura experiencia en Ferrari. Destaca ahora por su motivación, y disfruta nuevamente con la Fórmula 1 en un entorno donde se siente valorado y respetado. En Williams creen haber pulido algunos de los puntos débiles de su monoplaza para esta temporada en las zonas lentas y Massa seguirá ?pescando? podios si surge la oportunidad. Que Bottas no le haya batido con la contundencia esperada dice mucho del brasileño, o poco del finlandés. Este 2016 confirmará hacia qué lado se decanta el diagnóstico.

En 2015, Grosjean confirmó su solvencia y madurez, en las antípodas de aquel fatídico 2012. Pero decidió no esperar al equipo oficial de Renault. El francés niega que su apuesta por Haas tenga a Ferrari como objetivo para el futuro dada la colaboración entre el equipo americano y el italiano. Pero resulta difícil imaginar que Haas le sitúe en un primer plano este año. Ojalá la dura pretemporada vivida por la nueva escuadra no anticipe el potencial calvario que amenaza a Grosjean. Podría quedarse sin Ferrari, y sin el prestigio ganado palmo a palmo en la sombra en estos dos últimos años.

Motor16

LOS ENFANTS TERRIBLES. Sainz, Verstappen, Kvyat, Magnussen

Destinados a un gran futuro en la Fórmula 1, el diferente rendimiento y posición de este grupo de pilotos es uno de los grandes atractivos para 2016.

Con un motor Ferrari más fiable y potente, un chasis refinado sobre el ya competitivo del pasado año, y con la gran ambición y talento de Sáinz y Verstappen, Toro Rosso será uno de los equipos más interesantes. Tanto como el duelo entre sus pilotos.

Inteligente, maduro y muy rápido, Sáinz aguantó el tirón ante la predisposición mediática creada en torno a la singular historia de Verstappen. Los medios de comunicación estaban predispuestos a ensalzar cualquier detalle del holandés como la confirmación de un singular talento. Y mostró esos detalles. Sin perder la compostura ni la moral ante la desfavorable fiabilidad, Sáinz batió al holandés en los entrenamientos, aunque su puntuación final fuera inferior. Al terminar la temporada, ambos pilotos eran situados al mismo nivel y como grandes promesas de futuro.

En 2016 el enfrentamiento se antoja espectacular. Aunque por juventud y experiencia Verstappen tiene un gran recorrido todavía por delante, por personalidad, enfoque de trabajo y velocidad, Sáinz puede dar la campanada esta temporada. Posiblemente uno de los dos no siga en Toro Rosso en 2017, quizás fichado por un equipo más potente, por lo que ambos echarán chispas esta temporada.

A veces se olvida que Daniil Kvyat lleva solo dos temporadas en Fórmula 1, una de ellas en Red Bull. Con solo 21 años, sus comienzos fueron duros en el equipo austríaco, pero supo reaccionar cuando Helmut Marko le puso en el disparadero tras el Gran Premio de Mónaco. Cometió varios errores graves -Japón, por ejemplo- y mostró altibajos, pero superó a Ricciardo en la clasificación general, confirmando la resiliencia de un piloto que siempre ha superado numerosas dificultades en otras categorías. Con un gran futuro por delante, no puede permitirse un inicio igual al de la pasada temporada. Sáinz y Verstappen esperan en la recámara. Pero si Ricciardo se despistara, el ruso puede amargarle la temporada. Tost habla de él como un campeón del futuro.

De no mediar la retirada de Maldonado, la Fórmula 1 se hubiese acabado para Jan Magnussen. Como Pérez tras su experiencia con McLaren, el danés tiene ahora la gran oportunidad de convertirse en el puntal de Renault para el futuro, ayudando a sus responsables a hacer crecer un equipo que, a juzgar por las primeras impresiones del danés, va a sufrir en 2016.

Motor16

LOS DEBUTANTES. Wehrlein, Palmer y Haryanto

Con vitola de futura estrella, mimado por Toto Wolff y Mercedes, Pascal Wehrlein está siendo tratado como un potencial piloto del equipo oficial. Ha elevado su nivel a medida que ascendía de categoría hasta convertirse, con 20 años, en el campeón más joven en la historia del DTM. Afrontará una temporada de aprendizaje sin demasiada presión dadas las expectativas de Manor, aunque desde el equipo británico se asegura que su monoplaza para 2016 es muy elaborado y cuenta con mayores ambiciones técnicas que en el pasado. El piloto alemán tiene mucho que ganar a poco que se permita algunos destellos.

Aunque campeón en GP2, Jolyon Palmer no llega a la Fórmula 1 con un sello excitante. Con experiencia en Fórmula 1 reducida a algunas sesiones libres del pasado año y a la actual pretemporada, con un monoplaza que se presenta poco competitivo, parece víctima propiciatoria para Magnussen. Tendrá que convencer con sólidos argumentos en una escuadra oficial que aspira a escalar progresivamente hasta la cima de la Fórmula 1 en los próximos años, y en próximos años buscará a los mejores pilotos disponibles en el mercado. A diferencia de Magnussen, y a pesar de resultar injusto, que Palmer esté entre ellos sería toda una sorpresa.

EN TIERRA DE NADIE. Ericsson, Nasr, Gutierrez

Cabe preguntarse por la presencia de los dos pilotos de Sauber en la Fórmula 1 de no contar con el apoyo económico que les sienta en el equipo suizo. El brasileño logró algunos buenos resultados en 2015 –Australia y Sochi-, pero no destaca por su consistencia; y Ericsson, menos todavía. Ninguno parece destinado a hacer historia en la Fórmula 1.

En cuanto a Esteban Gutierrez, es todavía una incógnita para la Fórmula 1. Su historial deportivo, aunque digno, permite preguntarse por qué nada menos que Ferrari ha depositado tanta confianza en el piloto mexicano. En Haas, con Grosjean frente a él, será una sorpresa que su reputación mejore.