Oro Negro
PROSPECCIONES DE HIDROCARBUROS EN BURGOS

Oro Negro

Nada ha cambiado; las prospecciones iniciadas en Burgos crean polémica, como hace 50 años. Ahora todos opinan, pero nadie da información documentada.

Ángel Carchenilla

Ángel Carchenilla

7 de Abril 2015 10:08

Comparte este artículo: 0 0

Disculpen, pero para contarles esta historia me quiero remontar a la década de los 60 y a uno de mis antiguos jefes y sin embargo, amigo. Se trata de Manuel Adrio, cronista en esos tiempos del periódico ABC y apasionado narrador de 'batallitas' periodísticas. Según su relato, tuvo la suerte de cubrir, en 1964, el notición de la fiebre del 'oro negro' en España. Empezó en la comarca de La Lora (Burgos), y se extendió por todo el territorio nacional, hasta llegar a Madrid. Fue en la zona de Vallecas y sin ninguna objeción por parte de las autoridades competentes de la época, donde se hicieron las prospecciones pertinentes a escasos siete kilómetros de la Puerta del Sol.

Pozos exploratorios en Burgos

Ahora vayamos al presente y comparemos las diferencias. En esta ocasión ha sido otra vez el norte de Burgos el elegido por la empresa canadiense BNK, para perforar hasta seis pozos exploratorios de hidrocarburos. Su idea es usar la controvertida técnica del 'fracking' (inyectar por medio de un pozo agua a presión, mezclada con arena y productos químicos), y así conseguir, según sus estudios, gas y petróleo. Una buena noticia, como ha anunciado el Gobierno, que permitirá, según sus cálculos, ser exportadores netos de gas en los próximos 20 años.

Esto, además supondría una serie de incentivos extra a las Comunidades, Ayuntamientos y propietarios de los terrenos. Justo lo contrario de lo que dice el PSOE, ya que están convencidos de que inyectar al suelo fluidos y aditivos químicos puede tener graves consecuencias. Una opinión que coincide con la de grupos ecologistas que además asocian el último movimiento sísmico de Albacete con este tipo de perforaciones. Comparación que según el Ilustre Colegio Oficial de Geólogos es una solemne insensatez. Opinión que también comparte Miguel Arias Cañete, responsable de Energía y Clima en Bruselas, mientras recuerda que gracias a estas técnicas los Estados Unidos han revolucionados su economía.

Tampoco el Defensor del Pueblo lo tiene claro al no poder, por falta de información, evaluar los efectos del fracking en la salud y la seguridad de las personas. Cambian las formas pero no el fondo. Así, mientras entonces nunca se hizo público un estudio medioambiental y nadie opinaba, 50 años después seguimos sin una información documentada, pero todos dictaminan.

Artículos recomendados

Sigue Motor16
Salon