Dos formas diferentes de marcharse
CARLOS GHOSN Y FERNANDO ALONSO

Dos formas diferentes de marcharse

Díficil de entender que a Carlos Ghosn lo hayan pillado ocultando dinero al Fisco... Y difícil de digerir el adiós de Alonso con solo dos títulos, cuando por su talento hubiera merecido muchos más.

Ángel Carchenilla

Ángel Carchenilla

3 de Diciembre 2018 17:14

Comparte este artículo: 8 0

En los últimos tiempos, la proliferación de noticias difíciles de digerir, en todas sus modalidades, está en su apogeo. En esta ocasión, citaré la sorprendente sustitución llevada a cabo por el Consejo de Administración de la marca japonesa Nissan de Carlos Ghosn, el presidente que los salvó de la quiebra en otro tiempo. Un cese que fue fulminante y estaba unido a su detención en Tokio, bajo la acusación de ocultar dinero al fisco y usar indebidamente fondos corporativos, según una investigación interna del propio fabricante japonés. Cuestión a priori difícil de entender en alguien que durante dos décadas ha acumulado unos fondos propios de lo más sustancioso y es el líder más prestigioso, admirado y temido de la industria del automóvil.

Lo evidente hoy es que la marca japonesa quiere aprovechar la ocasión para ganar peso en la gestión de la Alianza Renault-Nissan-Mitsubishi. Así, dentro de un clima de poder y recelos las partes mantienen su compromiso en una unión automovilística que tan buenos y fructíferos resultados les han dado en el tiempo.

PIE DE FOTOPIE DE FOTO

¿Adiós o hasta luego de Alonso?

Si desconcertado me deja lo anterior, tocado me deja lo siguiente. Se trata de la retirada de Fernando Alonso de la Fórmula 1, con un hasta siempre o tal vez un hasta luego. Una incógnita para la que ni él mismo, hoy por hoy, tiene respuesta. Es verdad que el fenómeno Alonso da para mucho, pero pienso que sólo será posible verlo sentado de nuevo en un monoplaza si se trata de un proyecto ganador que le quite el mal sabor de estos años de sufrimiento en McLaren. Ahora toca pensar en un 2019 que pasa por ganar el Mundial de Resistencia y las 500 Millas. Una carrera en el circuito oval del estado de Indiana que siempre le ha atraído de forma especial. Lo cierto es que todos los que somos aficionados y seguidores de la Fórmula 1, vamos a echarle de menos cuando el próximo año vuelvan a rugir los motores en Melbourne y él no esté.

Sea como fuere, Alonso, el piloto mejor pagado, será siempre una leyenda que ganó dos títulos mundiales con Renault, dos estuvieron en puertas con Ferrari y otro que también pudo ser, si Ron Dennis no le hubiera chuleado con un recién llegado llamado Lewis Hamilton. Recapitulando, nadie duda que Fernando Alonso es un esforzado, experto y valiente competidor que ha merecido mucho más de la Fórmula 1. Por eso, Motor 16, que le patrocinó y apostó por él cuando era un desconocido, quiere seguir llenando sus páginas de esta permanente leyenda del automovilismo deportivo español.

Artículos recomendados